Cuando debo servir a mi perra

 

La perra presenta un celo al que le sigue un largo período de inactividad sexual. La mayoría de las perras se alzan por primera vez entre los 6 y 9 meses en razas pequeñas y entre los 9 meses y el año en razas más grandes. A pesar de esto algunas pueden alzarse más tarde, siendo normal hasta los dos años. El intervalo que separa los celos varía entre 4 meses y un año, lo más frecuente es alrededor de seis meses.


El celo de las perras es bastante variable entre una perra y otra:

En el ovario comienzan a desarrollarse folículos que darán origen a los óvulos, y estos folículos segregan estrógenos. Estas hormonas producen una serie de síntomas que nosotros detectamos como “celo”. Cuando estos folículos liberan los óvulos (ovulación) en su lugar se desarrolla una estructura llamada cuerpo lúteo que segrega progesterona que es la hormona encargada de mantener la preñez. Los óvulos de la perra se liberan en un estado inmaduro y deben esperar varios días para poder ser fecundados, la fertilización es posible entre 4 y 6 días después de la ovulación.


El celo de una perra “de libro” presenta las siguientes características:

1. Se presenta un sangrado por la vulva y esta comienza a hincharse. La perra atrae a los machos pero no permite el servicio.

2. Luego de unos 11 días, la vulva que estaba muy hinchada y dura, sigue muy aumentada de tamaño pero se torna más blanda; la secreción que era bien sanguinolenta, se torna más clara, como el agua que queda después de descongelar carne; la conducta de la perra cambia del rechazo a la aceptación  del macho.

3. En algunos días más, la vulva se deshincha, la perra deja de perder y de aceptar al macho y el celo termina.


¿Cuándo sirvo mi perra?

Es una de las consultas más frecuentes. El celo que acabo de describir, ha dado origen a lo que llamamos “mitos” , es decir lo que dicen los criadores experimentados acerca de cuando servir las perras.

        1) El día 11.
        2) Cuando se le retira la pérdida
        3) Cuando la pérdida se aclara
        4) Cuando la perra acepta al macho


Como todo mito, estos tienen un fundamento: son ciertos en un 60 % de las perras.


¿Cuales son los extremos?


Hay perras que no pierden sangre en ningún momento del celo: se llaman celos silenciosos. Los machos siempre los detectan y siempre hay algún edema de la vulva, pero frecuentemente los propietarios creen que sus perras no presentan celos.

Otras perras pierden en forma abundante sangre roja durante todo el celo, mientras que otras disminuyen en tal forma la secreción en el momento en que se produce la ovulación y parece que la pérdida se les fue.

Hay perras que no aceptan el macho en ningún momento del celo y otras que lo aceptan durante más de 20 días.

El momento fértil varía entre el día 3 y el día 30 del comienzo del sangrado. Estos son extremos, pero son frecuentes las perras que deben servirse el día 20 o el día 9.


¿Como saber cuando servir a su perra?


Puede ser que su perra sea de libro y puede guiarse por los mitos, pero si no lo hace, hay determinaciones que pueden realizar los veterinarios tales como citología vaginal y sobre todo dosaje de progesterona en sangre, que le pueden indicar con precisión cuando debe realizar el servicio.
 

Agradecemos la colaboración para a publicación de esta nota a:

M.V. Magdalena Wanke

Médica Veterinaria, Profesora adjunta y a cargo del servicio externo de reproducción canina de la Facultad de Ciencias Veterinarias -
Área de Teriogenología - Universidad de Buenos Aires - Argentina -
Chorroarín 280 - (1427) Cap. Fed. - Buenos Aires - Argentina -

 


Recomendar a un amigo...