Enfermedad periodontal en perros y gatos

 

Enfermedad periodontal en caninos y felinos 

Más del ochenta y cinco por ciento de los perros evidencian, en algún momento de su vida síntomas de lesiones que pueden afectar sus encías. Cuando las lesiones se extienden a todo el tejido que rodea al diente se conoce como enfermedad periodontal.

Comienza con la formación de la Placa Bacteriana, inflamación de las encías, gingivitis - estomatitis,  depositándose posteriormente minerales (Principalmente de la saliva) formando el sarro dental (odontolitiasis) y posteriormente la inflamación e infección del tejido periodontal pudiendo llevar a la movilidad de la pieza dental.

Signos clínicos de la Enfermedad periodontal en caninos y felinos 

Mal aliento (Halitosis). Gingivitis (Encías enrojecidas, edematizadas). 

Cambio de coloración del esmalte por depósito de la placa bacteriana (amarillento o pardo oscuro).

Dificultad para la toma del alimento (prensión) y masticación.

Sangrado gingival y retracción. Formación de bolsillos o saco gingivales.

La Enfermedad periodontal en perros y gatos se presenta habitualmente en los caninos entre los 6 a 8 años de edad, dependiendo de las condiciones de vida del animal y de predisposición racial e individual. En las razas pequeñas (Maltés-Yorkshire, etc.) la evolución puede ser prematura pudiendo observarse periodontitis crónica en animales de entre 2 y 3 años de edad

Es importante tener en cuenta que el inicio de la patología reside en la formación de la placa bacteriana debido a la abundante y variada flora bacteriana de la boca.

Cuando se instala el sarro (odontolitiasis) el tratamiento es quirúrgico .-   

Prevención de la Enfermedad periodontal en perros y gatos: 

Es aconsejable administrar el balanceado seco ya que la masticación de elementos consistentes actúa como barrido mecánico de los dientes. 


Higiene  bucal periódica

Es importante realizar una historia clínica completa, incluyendo hábitos alimenticios y revisación clínica de la boca  ya que no solo se observan patologías locales propias de la cavidad bucal, sino que, además puede evidenciar signos de patologías de origen general (Insuficiencia  Renal Crónica). 

Una infección originada en la boca, si no se trata a tiempo, puede producir afecciones en riñón, hígado o provocar una  cardiopatía. 

En los felinos es importante destacar que las enfermedades virales del gato, tales como VIF; VILEF, CALICIVIRUS o PANLEUCOPENIA favorecen el desarrollo de gingivitis - estomatitis y predisponen a la enfermedad periodontal.

Higiene periódica mediante cepillado  con el empleo de una solución antiséptica de uso bucal.   

 

DR. ADALBERTO AMATO

Médico Veterinario Especializado en Odontología.

Docente Especializado en la Enseñanza Universitaria. Carrera Docente. UBA

Facultad de Ciencias Veterinarias (UBA)

Anestesiología y Cirugía. Carrera de Veterinaria. USAL.

 


Recomendar a un amigo...